El cantero y la lamiñakuSINOPSIS

Había una vez un cantero que siempre se estaba quejando. Decía que su trabajo era muy duro, y que se cansaba mucho picando piedras. Una laminaku, que es como una lamia, o sea una especie de hada pero en más pequeño, le oyó quejarse.

Bazen behin hargin bat beti kexaka aritzen zena. Lan hura oso gogorra zela esaten zuen, eta ikaragarri nekatzen zela harriak lantzen. Eta laminaku bat ere bazen, hau da, lamina bat bezalakoa, edo maitagarri baten aintzekoa baina askoz txikiagoa.

 

 

 

 

Ilustraciones: IIdoia Beratarbide
PUBLICACIONES
Erein Argitaletxea
El cantero y la lamiñakuHargina eta laminakua

‘El cantero y la lamiñaku’ está publicada en castellano y euskera.